Centro América se recuperan después del paso del Huracán Otto

Publicado: 28 noviembre 2016 23:07 CET

Después del paso del Huracán Otto que impactara la zona limítrofe entre Costa Rica y Nicaragua y causara grandes afectaciones en ambos países y Panamá, las Sociedades Nacionales de la Cruz Roja se han volcado a las labores de respuesta y recuperación.

 

Según estimaciones de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA por sus siglas en inglés), en Costa Rica unas 60.000 personas no tienen acceso a agua potable en la costa Norte y Pacífico, 9 personas han muerto y no hay certeza en el número de desaparecidos. En el caso de Nicaragua, unas 10.143 personas fueron evacuadas, 597 permaneces albergadas. Por su parte en Panamá, se estima que unas 2.431 personas resultaron afectadas en un periodo de 7 días. 4 personas permanecen desaparecidas y se registraron 8 muertes por la tormenta, el sector agrícola y ganadero es considerado el más afectado.

 

La Cruz Roja Nicaragüense activó la participación de 1.400 voluntarios especializados en primeros auxilios comunitarios y psicológicos, restablecimiento de contactos familiares, equipos de evaluación de daños y análisis de necesidades, equipos de salvamento, búsqueda y rescate. También fueron desplegados los equipos de agua y saneamiento así como los de promoción de la higiene. La institución puso a disponibilidad 9 plantas potabilizadoras de agua para atender las necesidades en esta área.

 

En el caso de Cruz Roja Panameña, la institución ha venido desarrollando diversas actividades de apoyo a la Fuerza de Tarea Conjunta nacional, adicionalmente, han estado sirviendo como centro de recolección de donaciones y ya han iniciado las acciones de distribución en poblaciones de difícil acceso como las ubicadas en la comarca Emberá en la costa Atlántica del país.

 

La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) aprobó para Panamá, recursos por un monto de 254 mil dólares del Fondo de Emergencias (DREF) para continuar con las labores de recuperación a nivel comunitario, tras el paso de la tormenta, atendiendo a 650 familias (unas 3.250 personas). Estos recursos estarán destinados a implementar actividades en agua y saneamiento, intervenciones de apoyo psicosocial comunitario, promoción y prevención de enfermedades así como dar apoyo al gobierno panameño en las distribuciones de artículos no alimentarios.

 

Costa Rica el país con mayores afectaciones

Según OCHA, se han reportado 7,800 personas albergadas en 24 albergues. En las provincias de Alajuela y Guanacaste se han reportado inundaciones, derrumbes, puentes caídos, rutas dañadas, cortes de fluido eléctrico, casas destruidas y otros daños. Unas 1.600 casas han sido afectadas. De acuerdo con el Ministerio de Trabajo público y la el Consejo Nacional de Transporte y Administración de Autopistas, el daño en infraestructura vial está en el orden de US$8.8 millones.

 

La Cruz Roja Costarricense ha estado trabajando desde el inicio de las alertas, emitiendo mensajes de preparación a la población y una vez pasado el huracán incorporándose de inmediato a las labores de respuesta.

 

“La Cruz Roja Costarricense trabaja arduamente en beneficio de la sociedad tras el huracán Otto. Se trabaja en rescate, búsqueda y atención de víctimas y pacientes, de igual forma, se contribuyó a evacuar a las zonas más seguras a los pobladores que lo ameritaban, para ello, la Comisión Nacional de Emergencias indicó la ubicación de los albergues destinados para la mantención de las personas vulnerables”, mencionó Carlos Herrera, Jefe Nacional de Socorrismo de Cruz Roja Costarricense. En este sentido se han desplegado un aproximado de 250 personas para realizar labores de atención pre-hospitalaria.

 

El gobierno de Costa Rica designó a la Cruz Roja como la organización encargada de coordinar la recepción y distribución de donaciones a nivel nacional.

 

En una primera distribución de paquetes de víveres  la Cruz Roja Costarricense entregó un total de 8.457 paquetes en las comunidades afectadas de: Fortuna de Bagaces, Upala, Canalete de Upala, Bijagua, Rio Naranjo, San Bernardo, Cuipilapa, Guayabo, La Cruz, entre otras.

 

La descarga, clasificación y confección de los paquetes de víveres, así como la carga de la ayuda humanitaria en los vehículos de distribución se ha realizado gracias al aporte de cerca de 400 voluntarios comunitarios, que han acudido de forma espontánea a colaborar en esta labor.

 

Adicionalmente, La Cruz Roja Costarricense ha puesto en marcha el programa de “Restablecimiento de Contactos Familiares” para ayudar a las personas que no hayan tenido contacto con alguien en las zonas afectadas.

 

“La institución ha venido a ayudar a encontrar a personas que se daban por desaparecidas, es importante darle a conocer a la población que sufre de la zozobra que no sabe de su familia que Cruz Roja Costarricense puede colaborarle por medio del programa de restablecimiento de contactos familiares”, mencionó Milton Chaverri, Director Nacional de Doctrina, Principios y Valores.

 

Hasta el momento, el programa de Restablecimiento de contactos familiares ha atendido:

  • 44 solicitudes de búsqueda
  • 156 personas buscadas
  • 45 personas localizadas

 

Las personas que desean contactar algún familiar del que no saben aún su paradero en la zona afectada pueden comunicarse a los número telefónicos (+506) 25425013 y (+506) 25425012, o pueden enviar un correo electrónico a: rcf@cruzroja.or.cr, o bien ingresar a la página web www.cruzroja.or.cr  en la parte de restablecimiento de contactos familiares.

 

Después de las evaluaciones realizadas en terreno, la Cruz Roja Costarricense, solicitó recursos del Fondo de Emergencias (DREF) de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) para poder atender las necesidades más urgentes de las comunidades afectadas.

 

El DREF aprobado por un monto de 335 mil dólares estará enfocado en atender las necesidades en agua, saneamiento y promoción de la higiene, medios de vida, nutrición y seguridad alimentaria y adicionalmente se contará con acciones de apoyo para la reparación de vivienda dañadas a causa del paso del huracán.

 

Con información de: Cruz Roja Nicaragua, Costa Rica y Panamá.




Mapa


La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja es la mayor organización humanitaria del mundo, con 190 sociedades miembros. Siendo uno de los componentes del Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, nuestra labor se rige por los siete principios fundamentales: humanidad, imparcialidad, neutralidad, independencia, voluntariado, unidad y universalidad.