Red Cross Red Crescent welcomes step forward in fight against meningitis in Africa, but urges greater efforts

Publicado: 17 marzo 2003

En los dos últimos meses, las cepas A y W-135 de la meningitis se han cobrado casi 1.000 vidas en el África subsahariana. Sólo en Burkina Faso hubo más de 600 casos mortales. La Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja afirmó hoy que esta situación subraya la acuciante necesidad de disponer de la nueva vacuna contra las tres cepas de meningococos más corrientes en África, a un precio razonable y en cantidad suficiente.

El primer millón de dosis de esa vacuna trivalente llegó a Burkina Faso el mes pasado, gracias a los esfuerzos concertados de la Organización Mundial de la Salud (OMS), GlaxoSmithKline y la Fundación Bill y Melinda Gates. Actualmente, se suministra en los distritros aquejados por la epidemia y se procede a evaluar su eficacia contra el brote.
“Este es un paso significativo y un ejemplo existoso de asociación entre el sector público y el sector privado”, comentó el Dr. Bernard Morinière, Epidemiólogo de la Federación Internacional, y añadió: “Es notable que esta vacuna, que hasta el año pasado no existía, se esté suministrando hoy a niños de Burkina Faso. Si partimos del supuesto que la evaluación en curso será positiva, el próximo reto consistirá en movilizar recursos suficientes para adquirir una mayor cantidad de esa vacuna, en caso de que haya nuevos brotes de la cepa W-135 en la región".

Este es el segundo año consecutivo que Burkina Faso se ve aquejada por una epidemia de meningitis meningocócica, causada en parte por la cepa W-135. De los 4.000 casos registrados hasta la fecha, más de 600 fueron mortales. El año pasado, el primer brote de W-135 en África afectó a más de 14.000 personas y costó la vida a 1.700. Por ese entonces, la única vacuna disponible contra la cepa W-135 era la vacuna tetravalente, demasiado onerosa para los medios financieros de los países africanos afectados.
La nueva vacuna se distribuye por conducto del Grupo de Coordinación Internacional (GCI) para el suministro de vacunas contra la meningitis epidémica, integrado por la OMS, el UNICEF, Médicos sin Fronteras (MSF) y la Federación Internacional. El GCI administra las existencias de vacunas y medicamentos para el denominado “cinturón de la meningitis”, lo que permite intervenir rápidamente en aquellos países donde hay brotes y no se disponen de medios para constituir sus propias reservas en previsión de los mismos.

Este año, además de los casos mortales de Burkina Faso, otras 360 personas perdieron la vida en los brotes registrados en Ghana, Niger y Nigeria, lo que subraya la necesidad de disponer de una vacuna contra todas las cepas de meningococos más corrientes en África subsahariana.

A través del GCI, y en colaboración con MSF, la Federación Internacional distribuyó 250.000 dosis de una vacuna bivalente. En diciembre de 2002, gracias al aporte del Gobierno de Noruega por intermedio de la Cruz Roja Noruega, se adquirieron 1.200.000 dosis. Estas vacunas se utilizarán en la campaña de inmunización que se lleva a cabo en los distritos de Niger aquejados por la epidemia.

Para más información o para concertar entrevistas (se dispone de RDSI), sírvase tomar contacto con:
Roy Probert, Servicio de Prensa Tel: + 41 22 730 44 96 / + 41 79 217 33 86

Mapa